El síndrome de ovario poliquístico

on .

se identifica por primera vez temprano en la vida de la mujer y se caracteriza por la presencia de ciclos menstruales sin ovulación, los cuales se manifiestan con la diminución en la frecuencia de presentación del sangrado menstrual e incluso su ausencia por períodos prolongados de tiempo, esta ausencia de menstruación por un período mayor a tres meses se conoce con el término de amenorrea y es el ovario poliquístico una de las causas a estudiar; este síndrome se caracteriza por una elevación en la sangre de la paciente de los niveles de testosterona, que es la hormona del hombre por excelencia y cuyo aumento se manifiesta en la mujer con la aparición de características masculinas, principalmente la presencia de vello corporal en áreas como la cara, parte baja del abdomen, tórax, espalda, brazos y piernas.

 

Para el diagnóstico del síndrome de ovario poliquístico se cuenta con una serie de exámenes, entre los cuales se incluyen la realización de ecografía pélvica donde se visualiza la presencia de múltiples quistes menores de 9 mm en los ovarios y estudios hormonales encaminados a evaluar toda la maquinaria asociada al proceso de ovulación, el cual es dependiente de hormonas producidas tanto en el hipotálamo como en la hipófisis a nivel cerebral; estos estudios también buscan identificar la presencia de un aumento de testosterona que es la hormona masculina en sangre de la paciente y además descartar otras posible enfermedades que se presentan de manera similar entre las que se incluye las enfermedades de la glándula tiroides y suprarrenal, aumento en la producción de prolactina y tumores de ovario productores de testosterona.

Este síndrome trae repercusiones a largo plazo; el aumento en los niveles de testosterona en sangre lleva implícito un problema de ovulación el cual va tener repercusiones sobre el endometrio que es el tejido que tapiza la cavidad del útero, y que con el tiempo podría llegar a presentarse en un pequeño grupo de estas pacientes un cáncer a este nivel; también existe una relación directa con la presencia de resistencia periférica a la insulina, que es la hormona que permite el ingreso de azúcar al musculo y que al no actuar de forma adecuada a largo plazo puede acarrear problemas como el síndrome metabólico e incluso la diabetes mellitus, con un aumento importante en el riesgo de desarrollar una enfermedad cardiovascular.

Como ya se ha expuesto anteriormente uno de los tantos problemas que trae consigo este síndrome se deriva de la falta de ovulación que se asocia a la aparición de características masculinas en la mujer, lo cual constituye el principal motivo de consulta de las pacientes, refiriendo retraso o ausencia de sangrado menstrual y/o un aumento de vello corporal, que es motivo de angustia importante para las pacientes por el evidente cambio en la apariencia personal que este síntoma genera. Un número importante de las pacientes acuden a la consulta por incapacidad para lograr un embarazo situación que dada la falta de ovulación podría ser explicada en parte por este síndrome.

El tratamiento va estar enfocado de acuerdo a la edad de la paciente, los síntomas, el deseo de embarazo y la necesidad de manejo o prevención de problemas metabólicos asociados.

Cra 7º C # 125 - 11 - Centro Médico Quirúrgico Life - PBX: 492 9234 795 4100

This email address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.